Definiciones

Para que se dé la comunicación deben existir dos partes, el emisor y el receptor, y ambos deben estar predispuestos a comunicarse; es decir, a emitir un mensaje y/o a recibirlo. En el momento en que una de las partes no está interesada en dar y/o recibir un mensaje se anula la comunicación.

 

Emisor:

Emisor es uno de los conceptos de la comunicación, de la teoría de la comunicación y del proceso de información. Técnicamente, el emisor es aquel objeto que codificael mensaje y lo transmite por medio de un canal o medio hasta un receptor, perceptor y/u observador. En sentido más estricto, el emisor es aquella fuente que genera mensajes de interés o que reproduce una base de datos de la manera más fiel posible sea en el espacio o en tiempo. La fuente puede ser el mismo actor de los eventos o sus testigos.

 

Genera y codifica el mensaje

Define el contenido del mensaje y los objetivos de la comunicación.

Su credibilidad, determinante en la eficacia de la comunicación, consta de 2 factores principales:

  • El componente cognitivo (experiencia y confianza percibidas)
  • El componente afectivo (simpatía, confianza y atractivo)

 

Receptor:

Será aquella persona a quien va dirigida la comunicación; realiza un proceso inverso al del emisor, ya que descifra e interpreta los signos elegidos por el emisor; es decir, descodifica el mensaje.

  • Reciben el mensaje, identificando las señales que le llegan, interpretándolas, es de­cir, las descodifica.
  • En la respuesta se confirma la existencia de una buena comunicación.

 

 

Ruido:

Se denomina ruido a cualquier perturbación experimentada por la señal en el proceso de comunicación, es decir, a cualquier factor que le dificulte o le impida el afectar a cualquiera de sus elementos. Las distorsiones del sonido en la conversación, en radio, televisión o por teléfono son ruido, pero también es ruido la distorsión de la imagen de la televisión, la alteración de la escritura en un viaje, la afonía del hablante, la sordera del oyente, lao rtografía defectuosa, la distracción del receptor, el alumno que no atiende aunque este en silencio…

Para evitar o paliar la inevitable presencia del ruido en la comunicación es habitual introducir cierta proporción de redundancia en la codificación del mensaje.

 

Es un tipo de energía secundaria de los procesos o actividades que se propaga en el ambiente en forma de ondulatoria compleja desde el foco productor hasta el receptor a una velocidad determinada, la cual disminuye su intensidad con la distancia y el entorno físico.

 

 

Sonido:  

Cuando se produce una perturbación periódica en el aire, se originan ondas sonoras longitudinales. Por ejemplo, si se golpea un diapasón con un martillo, las ramas vibratoria emiten ondas longitudinales. El oído, que actúa como receptor de estas ondas periódicas, las interpreta como sonido.

El término sonido se usa de dos formas distintas. Los fisiólogos definen el sonido en término de las sensaciones auditivas producidas por perturbaciones longitudinales en el aire. Para ellos, el sonido no existe en un planeta distante. En física, por otra parte, nos referimos a las perturbaciones por sí mismas y no a las sensaciones que producen.

 

 

Reverberación 

Es el fenómeno acústico de reflexión que se produce en un recinto cuando un frente de onda o campo directo incide contra las paredes, suelo y techo del mismo. El conjunto de dichas reflexiones constituye lo que se denomina campo reverberante. El parámetro que permite cuantificar el grado de reverberación de una sala es el llamado Tiempo de Reverberación (TR), siendo el periodo de tiempo en segundos que transcurre desde que se desactiva la fuente excitadora del campo directo hasta que el nivel de presión sonora ha descendido 60 dB respecto de su valor inicial.

 

Para limitar el ruido reverberante en las zonas comunes los elementos constructivos, los acabados superficiales y los revestimientos que delimitan una zona común de un edificio de uso residencial o docente colindante con recintos habitables con los que comparten puertas, tendrán la absorción acústica suficiente de tal manera que el área de absorción acústica equivalente, A, sea al menos 0,2 m² por cada metro cúbico del volumen del recinto.  

 

Cuando estamos en una sala cerrada, el sonido viaja mucha menos distancia hasta chocar con las paredes, por lo tanto rebota antes que en la montaña, y por esa misma razón también pierde menos energía y menos frecuencias. Además ahora no solo hay una pared enfrente como antes había una montaña enfrente, ahora hay paredes, techo y suelo en cualquier dirección, por lo que los rebotes del sonido serán mucho más abundantes. Y como la distancia que el sonido recorre entre rebote y rebote es relativamente pequeña (comparada con los miles de metros entre una montaña y otra), la energía tarda bastante más tiempo en extinguirse. También se prolongan más las reflexiones porque las paredes tienen superficies más planas y más aún si los materiales con los que choca el sonido son duros y no porosos, como azulejos, mármol, granito o cristal.

 

 

Absorción: 

Es un fenómeno que afecta a la propagación del sonido. Cuando una onda sonora alcanza una superficie, la mayor parte de su energía se refleja, pero un porcentaje de esta es absorbida por el nuevo medio. Todos los medios absorben un porcentaje de energía que propagan, ninguno es completamente opaco.

 

Materiales acústicos: 

Material no metálico blando o perforado, que forma una capa absorbente y permite eliminar los ecos. Los materiales aislantes acústicos son aquellos empleados para dar protección y aislación a un local o recinto a fin de atenuar o directamente impedir la penetración de los sonidos exteriores.

Consideramos a un material como aislante acústico cuando tiene la propiedad de ser absorbente sonoro, ya que posee un elevado coeficiente de absorción acústica en todo o en parte del espectro de frecuencias de sonidos audibles por el ser humano, que van en un rango desde los 20 Hz hasta los 20 KHz.

Estos materiales requieren de una manipulación realizada por operarios capacitados, ya que en algunos casos pueden implicar riesgos para la salud de colocadores y/o usuarios de los locales donde se hayan instalado estos materiales. Según sea la composición del material, puede llegar a producir impacto medioambiental.

Además de las lanas expuestas, se emplean fibras textiles con muy buenos resultados en aislamiento sonoro.

Las lanas de poliéster de diferentes espesores y gramajes sirven como óptimos materiales de aislamiento acústico. Tiene importantes ventajas comparados con otros materiales absorbentes convencionales; por ejemplo, en caso de exposición a las llamas, son ignífugas o autoextinguibles, son económicas, hipoalergénicas y lavables. Algunas de ellas son producto dereciclado.

De todos modos, estos materiales tienen un aislamiento relativo en función de la fuente sonora, los decibeles emitidos, el espesor de los cerramientos, particiones, techos, cubiertas, suelos, etc.

Para rangos de bajas frecuencias, son efectivas, en otros casos, requieren de espesores elevados, cámaras intermedias, etc., con lo cual se encarece considerablemente este tipo de aislamiento.

 

Refracción: 

La refracción es el cambio de dirección que experimenta una onda al pasar de un medio material a otro. Sólo se produce si la onda incide oblicuamente sobre la superficie de separación de los dos medios y si éstos tienen índices de refracción distintos. La refracción se origina en el cambio de velocidad de propagación de la onda.

 

Eco:

En el caso del oído humano, para que sea percibido es necesario que el eco supere la persistencia acústica, en caso contrario el cerebro interpreta el sonido emitido y el reflejado como un mismo sonido.

 

Reflexión: 

Se entiende por reflexión el cambio en la dirección de propagación que experimenta una onda al encontrarse con un obstáculo adecuado a su naturaleza y de tamaño mucho mayor que su l; en esta caso la onda se encuentra siempre en el mismo medio.

 

Cuando el sonido se refleja sobre un obstáculo fijo, una pared por ejemplo, el módulo de la velocidad se conserva.

En la propagación del sonido, se cumplen también las leyes de la reflexión de las ondas, es decir, î = ^r, que ya se han visto sobre la superficie del agua y que se ven al estudiar la óptica geométrica. Sólo que aquí no las vemos, pero sí las percibimos, sobre todo, en tanto que la longitud de onda de la vibración reflejada sea inferior a la mayor de las dimensiones del objeto plano sobre el que se refleja.

 

Resonancia: 

Intensificación y prolongación de un sonido producido por vibración.

 

Consideremos un tubo con una boca abierta y la otra cerrada cuya longitud podemos aumentar y disminuir. Si por la boca abierta entra una onda sonora, de frecuencia determinada, podemos observar que el volumen del sonido aumenta y disminuye a medida que variamos la longitud del tubo.

El motivo es el siguiente: La onda sonora que entra en el tubo se refleja en la pared y cuando la onda que entra y la reflejada están en fase el sonido se refuerza, se logra producir una onda estacionaria en el interior del tubo,

 

 

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s